Menú principal

El Comentario ¡Leer, leer y vivir!

Son muchas las cosas que en estos días podemos leer sobre todo y todos y todas

Debemos de procurarnos cada uno hacer una selección de lo que queremos leer y cuánto tiempo dedicarle al día a la lectura

Podríamos estar todo el día leyendo, material literario bueno hay, pero no podemos obviar que en la actualidad se nos presenta la otra lectura fácil, y muy cargada de sesgos que nos puede costar identificar, sobre todo en aquellas lecturas que nos ofrecen las llamadas redes sociales, que a veces parecen más redes antisociales.

Pero entre Pinto y Valdemoro, podemos ver y disfrutar de algunas lecturas reflexivas e interesantes, como por ejemplo esta: “mientras nosotros estamos encerrados, las aguas vuelven a cristalizarse, el aire se despeja, los árboles dejan de ser talados y los animales podrán habitar en paz por un tiempo”. No sé si será el mejor momento para decirlo, pero la naturaleza es tan mágica que ella misma está limpiándose del mal que le hicimos.

Estamos viviendo algo histórico, el año que la Tierra solita obligó al mundo a detenerse. “Como mínimo uno no le importa hacerle un guiño a esta lectura, pues muy lejos de la realidad no está, y con lógica evidentemente.

Mientras no usemos las calles ni hagamos nada con el planeta Tierra, algo debe de purificarse, no vamos a creernos que lo arreglamos todo, ya nos gustaría oír que con este sacrificio el cambio climático se reconduce y nuestro Mundo se recompone y volvemos a recuperar el hielo y que las estaciones vuelven a sus lugares de origen, ósea, el invierno será en invierno y el verano a partir del 21 de junio. Pero me temo que nos vamos a tener que conformar con algún ramalazo natural y ojalá entendamos el mensaje, los llamados grupos de humanos del montón, donde estamos la mayoría y aquellos que se creen los elegidos por el plus que les da su estatus económico en la sociedad.

Quiero pensar que, es la situación apropiada para la plena reconciliación entre los de abajo y los de arriba, entre los que han creído poseer en exclusiva la verdad con aquellos que nos peleamos a diario por debatirla y compartirla sin miedo a equivocarnos.

Ayer recibía un WhatsApp del concejal de Valsequillo, Gregorio Peñate, era el modificado del Real Decreto que hablaba de la apertura de talleres de reparación de vehículos, durante la situación de estado de alarma acordada por el real decreto 463/2020. Mi curiosidad me llevó a preguntarle que, porqué recibía ese WhatsApp, y él me contestó que me había incluido, bajo la confianza de que nos infundimos, en un grupo donde él comunica a sus vecinos y responsables de colectivos, todo aquello que cree de interés y que, además, lo ha hecho por las circunstancias que vivimos.

El tema de la apertura de los talleres de reparación estaba un poco en el limbo, un limbo inexplicable, pues se admite el transporte público y privado y no se entendía que se hacía cuando tuvieran averías, este decreto viene a decirnos que, si el artículo 7 del Real decreto 463/2020 admite el desplazamiento individual en vehículo para la realización de las actividades que, en él se enumeran y el artículo 10, en coherencia con ello, permite la apertura de los establecimientos que suministren el combustible a tales vehículos, es razonable entender que los talleres de reparación de esos mismos vehículos, pueden permanecer abiertos con el fin de hacer posible su circulación para esos limitados fines establecidos en el artículo 7 del Real Decreto 463/2020. En virtud de las anteriores consideraciones, se entiende que los talleres de reparación de vehículos podrán permanecer abiertos, si bien no podrán desarrollar ni actividades de restauración o cafetería (para el caso de que las tuvieran), ni comercio de bienes al por menor que no se consideren esenciales.

Esta información se agradece, sin entrar en los detalles de los riesgos que puedan vivir los trabajadores del sector, pensando siempre que, la protección y seguridad va siempre por delante gracias, Gregorio.

Audio_El Comentario Jueves 19 03 2020



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: