Menú principal

El Comentario ¡Estado de alerta y peligro!

En los momentos jodidos es cuando vemos de verdad la talla de los políticos y políticas, es cuando podemos valorar de la pasta en que están hechos algunos

Están los que se romperán la cara por la salud de sus ciudadanos y ciudadanas, aquellos que dependen de la administración y los otros, la inmensa mayoría que depende de la calle, de la empresa privada y sus consecuencias, y si me apuran un poco, quizás con mayor dedicación, poner más ganas a ese sector de la población que tiene mucho más en juego y está menos protegido.

Solidaridad, los empleados públicos tienen a su alcance todo lo habido y por haber para que sus vidas no corran peligro alguno, tendrán la distancia, tendrán los servicios mínimos y no les faltará sus nóminas a final de mes. Ellos no tienen que preocuparse por casi nada.

Los políticos, que según anuncian están todos en la tarea, con mis dudas, claro está, debieran de tener un cuidado especial por aquellos que están en esos otros servicios donde se exponen en mayor riesgo, como por ejemplo, aquellos que están en la limpieza viaria y los que recogen los residuos sólidos, sin duda estos políticos que presumen de estar pendiente de todos y todas, no pueden escatimar medios algunos, en estos momentos, para cuidar que estos trabajadores puedan volver a sus hogares con la máxima garantía de no trasladar contagio alguno a sus seres queridos ni a nadie.

Son tiempos donde hay que posicionarse al lado de los que se están rompiendo la cara por el resto de la sociedad. Al igual que unos empleados públicos adquieren unos derechos para salvaguardar su integridad física donde se dictan decretos para que no vallan a trabajar, no se puede permitir trabajadores públicos de primera, inmerecidos, y empleados públicos, indirectos, de segunda.

Hemos reconocido como héroes a nuestros trabajadores sanitarios y a todos los que conforman y hacen posible que ese equipo sanitario funcione en el día a día, no podemos dejar fuera de ese gremio a todos aquellos que, desde la distancia sanitaria contribuye para que las consecuencias sean más leves, mientras dure esta crisis del coronavirus.

En Telde un grupo de trabajadores de la empresa UTE Santana Cazorla -Valoriza Medioambiente, según dice el comité de trabajadores fueron intimidados para que se incorporaran al trabajo, aunque no tuvieran la total garantía que conlleva las medidas de protección y seguridad que solicitaban para trabajar y como marca la ley.

Es aquí donde se necesita el liderazgo político, es aquí donde se echa en falta una voz determinante, y no personajes jugando a parecerse a los llamados Cherif de película del oeste, mostrando su poderío con su presencia, llegando de madrugada para ver que trabajadores se quejaban, de vergüenza.

Se atreven desde la empresa apuntar como bueno que algunos trabajadores, tragan, que algunos trabajadores dan por bueno el misero y escaso material de protección que apenas les vale para la primera o segunda recogida de residuos, con la amenaza de represalias si no lo hicieran.

Los sindicalistas del Ayuntamiento consultados apuntan que, lo que debiera de hacer este colectivo es presentar una denuncia en inspección de trabajo y posteriormente una demanda por lo penal contra la empresa por poner en riesgo a los empleados y no dotarlos del material de protección necesario.

Grupo de Gobierno, Concejal del gremio, oposición, permítanmelo por el estado de alerta, ¿dónde coño están, permitiendo que esto ocurra?  

Audio_El Comentario Martes 17 03 2020



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: