Menú principal

Lucy García: Interconexión humana mediante la fe

Artículo de reflexión. “La paz entre las personas de este mundo es posible, podemos elegir ver todo lo que tenemos en común, en lugar de nuestras diferencias”

Este mundo esta lleno de preguntas. ¿Cuál es la finalidad de este mundo lleno de caos? ¿ Hacia dónde va el mundo y la humanidad? ¿Con quién está la justicia en todas las ideologías y concepciones de la vida? ¿ Cuál es el camino hacia la felicidad?

Para quienes creen en un Ser supremo, con seguridad tienen las respuestas a estas intrincadas preguntas, creo que necesitamos creer en una supervisión divina que cuida de cada uno de nosotros en una forma exacta, hecha a medida según nuestras específicas necesidades. Sin embargo el caos en que esta sumergida la sociedad, en todos los sistemas que la rigen, han desorientado la fe y la capacidad de Crear nuevos paradigmas ideológicos más profundos en la mente y el corazón humano, fraccionando esa auténtica naturaleza del hombre que está en este espacio físico para sinergizar con todo lo creado dentro y fuera de su entorno para que su existencia sea armoniosa. La naturaleza misma es una hermosa sinfonía en la cual todo funciona en conjunto y comparte una interconexión profunda. Nuestra tierra es un organismo vivo. La humanidad, al igual que la naturaleza, funciona en conjunto de la misma manera. Estamos entrelazados y creamos un sistema sinérgico en el cual nos apoyamos unos a otros para sobrevivir y prosperar. Cada uno de nosotros aporta a nuestro mundo su propia contribución especial y recibimos de los demás lo que necesitamos. Nuestra interdependencia no es una señal de debilidad, sino una señal de fortaleza, belleza y divinidad.

La paz entre las personas de este mundo es posible, podemos elegir ver todo lo que tenemos en común, en lugar de nuestras diferencias. La verdad es que, compartimos unos con otros todas las cosas que importan, tenemos corazones que desean amar, brazos que anhelan abrazar y ser abrazados y sonrisas que revelan la belleza de nuestras almas.

Recordar todas las cosas que tenemos en común, es la manera de crear un mundo de paz y amor.

Por: Lucy García Chica

Escritora y Poeta



Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: