Menú principal

UD Taburiente cayó en Beteró ante un Giner de los Ríos que supo aprovechar sus oportunidades

Los valencianos hicieron valer su condición de locales para sumar su segundo triunfo consecutivo en la 2ª jornada de la División de Honor Masculina B

Ante un Taburiente al que le faltó concentración en defensa y ser capaces de concretar sus oportunidades ante la meta rival (3-0)

Los grancanarios saltaban a la cancha de Beteró sin la tensión competitiva necesaria en los primeros compases del partido, lo que fue aprovechado por el Giner de los Ríos que hizo gala de una gran intensidad desde el pitido inicial, disputando cada bola al límite del reglamento, aprovechando la permisividad arbitral en ciertas acciones que terminaron por entorpecer el partido, afectando al ritmo de juego y a la concentración de un Taburiente que no terminaba de sentirse cómodo sobre el campo.

El desarrollo del encuentro y la desconcentración propia de las continuas interrupciones del juego, no ayudaban al equipo a mantener la solidez defensiva de la que hizo gala en el encuentro inaugural ante Vallés Deportivo, lo que era aprovechado por Giner de los Ríos para llevar el choque a su terreno.

El Taburiente parecía más preocupado por atacar que por guardar la ropa, quizás motivado por un exceso de confianza y por la obsesión de materializar algún gol que les pusiese en ventaja.

El intenso calor tampoco ayudaba a ninguno de los equipos a mantener un alto ritmo de partido, afectando físicamente a algunos jugadores del Tabú, que no lograban replegarse con la velocidad necesaria como para mantener la línea defensiva adecuada para evitar que el rival le hiciese daño a la contra, aprovechando el Giner los numerosos espacios libres dejados por el Taburiente en su retaguardia, adelantándose en el marcador a los 21 minutos de partido, gracias al tanto de Antonio Perea.

El gol en contra agudizaba el desorden defensivo del Taburiente, más preocupado en anotar un gol que en defender ante un equipo dotado de jugadores veteranos que se movían como peces en el agua en un choque que se jugaba en todo momento con sus reglas, llegándose al ecuador del mismo con el consabido 1-0 que dejaba todo abierto para la segunda parte.

Pocas cosas cambiaron tras el descanso, con el Taburiente desquiciado en busca del tanto del empate, ante un Giner de los Ríos bien parapetado en su defensa esperando romper el partido, con la paciencia y la agresividad necesaria como para maniatar a su rival, endosando a las primeras de cambio el 2-0, a los 38 minutos con un tanto de Raúl Olivares.

Los de Manuel Pérez lo intentaban pero la recompensa del gol no terminaba de llegar, a pesar de la expulsión por tarjeta roja a Luis Perea por menospreciar al árbitro, sufriendo además un nuevo varapalo en forma de gol a los 50 minutos, obra de Jonathan Sprank, que colocaba el 3-0 definitivo, dejando al Giner con 6 puntos en la tabla, mientras que los grancanarios se quedan con 3 puntos tras las dos primeras jornadas disputadas de liga.



Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: