Colaborador María Sánchez

Opinión-María Sánchez: ‘Desgranando por los carozos’

¡Antaño tenía su significado humano y solidario, triste realidad la actual, ni carozos, ni solidaridad, ni sentido de lo que es, ser humano!

Recuerdo escuchar esta frase desde pequeña a las personas mayores, sobre todo a las mujeres, quienes se percataban de las cosas que ocurrían a su alrededor sin que nada escapase a ese instinto observador que nos caracteriza.

Solían emplearla cuando se conocía la situación económica del vecino o familiar al que las cosas se le habían torcido y no para bien precisamente.

Esta frase, me trae el recuerdo de los años que siendo niña pasé en la Villa de Agüimes, donde disfruté de las descamisadas y posterior desgranado de las piñas en los grandes y espaciosos patios donde se reunían familiares y amigos para echar una mano al vecino.

El pago solía ser en especie y la cantidad dependía de lo buena o mala que fuera la cosecha. Entre las personas que acudían a ayudar, las había que pasaban verdaderos apuros para llegar a final de mes, por lo que las mujeres, sabedoras de la situación decían “vienen a desgranar por los carozos”. Para una niña de mi edad esto no tenía sentido, así que preguntaba a los mayores quienes me explicaban que esas personas no tenían dinero para comprar petróleo, por lo que cocinaban a leña y el carozo le servía para hacer el fuego con el que cocinar.

Todo esto me vino al pensamiento escuchando la radio, donde se hablaba de la cantidad de personas que están malviviendo con una mísera paga no contributiva, que apenas les da para comer, máxime si tienen hijos/as, familias que no pueden pagar una casa y son desahuciadas y tiradas a la calle como agua sucia.

Triste es escuchar y ver a una familia con sus pertenencias en la calle, por no tener dinero con el que pagar un alquiler, pues lo poco que les dan apenas les llegan para comer cada día mientras que un concejal gana 3000 € mensuales, esto sin hablar de los sueldos de ministros, senadores, o presidentes quienes para más Inri se embolsan el gran sueldazo cuando dejan el sillón presidencial.

Quizás sea esta y no otra la razón por la que están saliendo partidos políticos hasta de debajo de las piedras, muchos de los cuales poco o nada les importa el ciudadano pues lo demuestran en cualquier lugar donde se reúnen con sus seguidores donde poco interés muestran por ayuda o intentar ayudar a los posibles votantes.

Sus mítines causan verdadera vergüenza ajena cuando se les escucha criticar, menospreciar e insultar al contrario todo un rosario de mentiras y falsas promesas que nunca cumplirán.

Lo peor de todo esto, estimado lector, es que después de las elecciones seguiremos teniendo más pobres y, estos, no pueden ir a desgranar por el carozo con el que hacer fuego para calentar un poco de leche a un hijo o hija, entre otros motivos, porque las manos humanas han sido sustituidas por las máquinas.

Opinión-María Schez_desgranando por los carozos (1)Opinión-María Schez_desgranando por los carozos (2)Opinión-María Schez_desgranando por los carozos-2

Anuncios

Categorías:Colaborador María Sánchez

Tagged as:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s